lunes, 10 de junio de 2013

Velocidad


   Un canto a la Velocidad y un pequeño homenaje a mi piloto favorito.



VELOCIDAD

   Me gusta la velocidad. Sentir hormigas en el estómago a causa de un acelerón repentino; el impulso que obliga a pegar la espalda al cuero del asiento; el viento rozando, acariciando, golpeando y cortando mis cabellos silbando sugestivas palabras en mis oídos. Quiero ir siempre más rápido, más. En el agua, en la tierra o en el cielo. Por eso, cuando no puedo alcanzar esa sensación, recurro a ti. A tu instinto, a tu liviandad, a tu hambre de sentir el viento, a tus guantes sobre el volante de esa máquina con la que formas un sólo ser. Porque, a bordo de tu monoplaza, yo soy tú y tú eres yo. ¡Sí, me apasiona la velocidad! ¡Más rápido! Quiero desintegrarme en el tronar del viento y el rugido del motor…


Estrella de plata,
nacida en las cumbres
de las frías montañas.

Ojos indolentes,
 perdidos en lo hondo
de un vasto mar de hielo,
sólo derretidos
al fuego del licor.

Rojo purasangre;
pétalo del loto
 negro, coronado
en laureles dorados.

Del cielo al infierno,
difuso umbral.
Del hielo al asfalto,
Velocidad,
reina de sensaciones.

Corre más rápido,
corre.
Vuela más alto,
Kimi Räikkönen.


Velocidad
Inédito
Pedro M. Cepedal Flores


(Imágenes extraídas de la página oficial de Kimi Raikkonen en Facebook)

4 comentarios:

  1. He de reconocer que me he quedado un poco sorprendido. Después de leer tu ciclo de entradas sobre Miguel Hernández, no esperaba tu pasión por la velocidad.

    Me ha gustado el retrato que haces del personaje.

    Que pases una buena tarde, Pedro. Un saludo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, me encanta la velocidad, y donde mejor se plasma es en la Fórmula 1. El poema empieza siendo descriptivo pero al final l oque trato es de sentirme como él, de ser yo quien va montado en su monoplaza.

      Me alegra que te haya gustado la descripción y te advierto que no deberías sorprenderte, los derroteros de mi poesía en los últimos tiempos han sido poco ortodoxos o canónicos, y ya se irán reflejando en este espacio.

      Un saludo y gracias por uestro constante apoyo.

      Eliminar
  2. Monsieur, debería enviarle su poema. Aunque mucho se haya escrito sobre él, seguro que no está acostumbrado a inspirar poemas :)

    Buenas noches

    Bisous

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me ha hecho gracias su comentario, ma chere dame, mas no creo que le interese mucho la poesía a 'Iceman'. Realmente es más una oda a la velocidad que me apasiona, sólo que donde mejor veo representada esta velocidad indomable es en Kimi Raikkonen.

      Gracias por su visita, Madame, que tenga un buen día.

      Eliminar