sábado, 28 de septiembre de 2013

La Yerba y La Piedra


   Comienza el otoño, pero aún hace calor. Más del que he sentido por unos días este verano, en un lugar donde la temperatura, al igual que el tiempo, permanecen en un estado inmutable. Allí los días pasan monótonos, de la misma manera uno tras otro, envueltos entre las colinas de verdes praderas que se dibujan sobre la eterna niebla matinal del río.

   Sosiego. Serenidad. Paz. Paz es la palabra. Paz y equilibrio en la mente, en el cuerpo y en el espíritu. Paz entre el frescor permanente, tan sólo quebrantada por un único anhelo de calor. Un anhelo que, como el ancla de un destartalado navío, me ata a la realidad y me separa del olvido, de consumirme en la paz de esa niebla tentadora, de aquel valle del recuerdo.

   En tales circunstancias, la poesía que ha servido en mí de cadena para el ancla, ha nacido en forma de 'Waka' (poesía clásica de Japón), tanto en estilo 'tanka' (cinco versos de 5-7-5-7-7 sílabas), como en su versión reducida, 'haikai' (tres versos de 5-7-5 sílabas). Los poemas que a continuación doy a conocer forman parte de un cuaderno que, aún sin terminar, he bautizado como 'La Yerba y la Piedra', título que mejor describe la esencia de su temática.


POEMAS EN WAKA ('LA YERBA Y LA PIEDRA')


I

Rey del silencio…
¡No quiero ser vasallo
del gran ciprés!


II

Luce robusto,
carcomido por dentro,
el viejo armario.


III

Un triste sauce,
la tierra del olvido
no logra amar.


IV

Tus claros ojos
me miran desde el agua
del Nalón bravo.
¡Ah, qué hermoso es oír
en su arrullo tu voz!


V

Polvo anhelante
tras persianas echadas,
frío verano.
¡Suspiran los recuerdos
de aquel cálido otoño!


VI

En el silencio,
la niebla de este valle
me ofrece paz.
Sólo un sol hay que anhelo…
y arde en cielos remotos.


VII

La madurez
envidia a su gemela,
la vanidad:
los reversos de una hoja
dorada que cayó.


Poemas en Waka
La Yerba y la Piedra
Pedro M. Cepedal Flores


15 comentarios:

  1. Ya sé yo de dónde salen las greguerías de don Ramón y los poemas conceptuales de Juan Ramón.
    Bienvenido.
    Un saludo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, Cayetano. Pues no descarto que pudieran tomar inspiración de esta poesía, ya que en la época en la que vivieron hubo una especie de 'oleada de japonismo' en toda Europa, en la que la cultura japonesa se puso de moda y se dio a conocer por el Viejo Continente.

      Eliminar
  2. No conozco mucho de poesía japonesa. Ha sido una entrada muy interesante, al igual que tu poema.

    Bienvenido Pedro.

    Un saludo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias por tus palabras. En tal caso, te recomiendo una mini-serie de tres entradas que le dediqué a la poesía japonesa, allá por el mes de marzo si mal no recuerdo. En cualquier caso, las puedes encontrar por la etiqueta 'Japón'.

      Eliminar
  3. Me encantan los haiku y los tanka, aunque llevo muy poco tiempo entre letra y letra, Pensamientos profundos en tan poco versos es bastante difícil de alcanzar.
    Los tuyos me han parecido preciosos y que emiten mucha calidez y paz.
    Me encantó entrar en tu blog y no sé por donde fue.
    Un placer y un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchísimas gracias por tus palabras, Elda. Me hace feliz que te hayan gustado y hayas decidido quedarte en mi pequeño espacio. ¡Bienvenida y espero tenerte mucho tiempo por aquí!

      Eliminar
  4. Pedro! Me gustaron el III y el V mucho.
    Por aquí hace un calor insoportable, y no apetece nada... A ver cuando se calma un poco!
    Es un placer tenerte por aquí de nuevo, espero que todoo bien! Y gracias por las recomendaciones de películas que me dijiste. Se aprecia un montón!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Hola, Idoia! Me alegra que te hayan gustado, sobretodo el V, al que le guardo un cariño especial. Un saludo y espero nuevas entradas tuyas.

      Eliminar
  5. Preciosos los haiku y los tanka¡ Tienes sensibilidad en la escritura.
    Me encantò leerte.
    Abrazos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias por tus palabras tiernas, Norma, así como por quedarte en mi espacio. Un saludo y espero seguir contando contigo por aquí.

      Eliminar
  6. Un blog interesante...me encantó pasar y me quede por acá...te invito al mio...Un cálido saludo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias por tus palabras y por quedarte conmigo, Idolidia. Le he echado una primera ojeada a tu espacio y se ve muy interesante, así que lo iré siguiendo para conocerlo y disfrutar tu escritura.
      ¡Un saludo!

      Eliminar